top of page

Ahora que…

Ahora que...

Ahora, que te estás poniendo

viejo,

yo seré tu infancia.

Ahora, que tienes tus recuerdos

enredados en la nada,

yo seré tu memoria.

Ahora, que te sobran las

palabras, porque ya no las

encuentras,

yo seré tu boca, para susurrarnos

todo lo que no supimos decirnos

antes...


Ahora, que parece entonces, pero

no lo es,

que miras tus manos y no las

reconoces, porque están llenas de

sarmientos esperando el trabajo

del nuevo rebrotar uvas,

allá en otro lugar siempre

añorado.


Ahora, que te estás poniendo

débil,

yo seré tu refugio,

tu martillo, tu hacha...;

ahora, que ya no tienes

voz,

seré yo tu canto, tu

flauta, tus palabras ya sin

música.

Tú ya nada; yo todo cuanto has dejado de

ser.


Ahora, que te estás

yendo,

seré yo tu camino,

ese que se pisa, que se va, que nunca

vuelve.

Ahora... ¿Cuándo es ahora?



AnRos

1 comentario

1件のコメント


ゲスト
2023年10月02日

Entre anáforas y antítesis surge la promesa del compromiso vital, del pago de esas deudas que nos hacen tan humanos. La atención y el cuidado del otro es una prueba de solidaridad, de amistad, quizás de amor. El uno se hace cargo de la vida del otro, para que siga siendo en un ahora indefinido, que deja abierto el poema.

いいね!
bottom of page